16 de abril de 2008

Concierto en Cadiz

“Lo nuestro es, una crisálida que se está abriendo…” y las cervecitas se adormecen en la mesa… esperando que entre notas y besos, las recordemos… “y es saber que hay que dar todo en solo un instante…” y el alma se sube a las pestañas… y yo le miro despacio, para aprenderme cada gesto… le abro las puertas de este mundo mío, y le invito a entrar… o quizá, ya lo hizo…

“Tu boca está llevándose de viaje a mis heridas…”, y los dedos se entrelazan… miro al cómplice de todo esto, al que nos puso la banda sonora desde casi el primer día… y le veo sonreír, mientras derrama gigante de a pocos, como quien cuenta algo normal… le veo mover los pies despacito, intentando contener las ganas de comerse el escenario… o quizá no es capaz de contenerlas… y se lo come… “Y todo lo demás, pasa de largo y no es importante…” porque cuando la música suena con mayúsculas, el resto del mundo, guarda silencio…

Viajamos al futuro, y nos sentamos a tomar café con ese amigo que todos echamos de menos… ese al que tendríamos tanto que contarle, pero con el que no nos cruzamos ya… “toco los domingos, en el lago del retiro…”, y quien no remueve de vez en cuando los recuerdos, para ver si con los años, se volvieron algo más suaves… “yo también pagaría por pasar un solo día viendo tu risa estallar…”… y yo no lo puedo evitar, con esta canción, siempre recuerdo la risa de Pedrito… y el alma se encoje un poco… y la conciencia me sacude … porque aprender a veces, duele demasiado… un trago a la cerveza hace pasar el nudo… o quizá no…

“Pero como a nadie le amarga un dulce, le puse azúcar a los golpes que me dio la vida…”, y las palmitas se nos suben a la espalda… huelva, vallekas, Cadiz, Utrera y Madrid, tocan las palmas a una… porque la vida real, es la que nosotros dejamos que sea… y con la realidad de aquel concierto, la conciencia se queda mucho más satisfecha que con la de los periódicos… “al que le sobre el tiempo me lo preste…” que falta nos haría… porque el puto mundo no se para… aunque la ocasión lo hubiera merecido…

Miro a Marwan y descubro que el tiempo mejoró sin duda sus tablas… que sus canciones ahora suenan de forma distinta… o tal vez la que cambió, de un tiempo a esta parte, soy yo… creo que hasta que no escuché el paracaídas, no entendí qué significaba que una canción te zarandeara… y a raíz de aquello, todo ha ido cambiando…

“Tendremos que hacer pie en la piscina del desastre…” y ahora, que no duele, la escucho aun mejor… “mi otro cuerpo, mi otra piel, mi equilibrio, mi equipaje…” y resulta que el paracaídas, tuvo nombre de mujer… una mujer grande… maestra, no solo de educación física… y esta canción es parte de nuestra historia… la de las hermanillas… la amistad, con grandes letras…

Y canciones que van dibujando cadenas de colores por entre las mesas… y mires donde mires, la gente tiene esa mirada peculiar… la de estar sin estar… la de estar soñando… la de encontrar en los acordes la excusa perfecta para despegar los pies del suelo y dejarse llevar… “me acabé los restos de tristeza aun te quedaban… y compre para el viaje hacia el centro de tu alma todas las entradas…”, el alma se alborota y exige tener voz y voto en cada minuto… la conciencia, encabeza la revuelta de los sentidos… el tacto de tocarle justo al final de las yemas de mis dedos… el gusto, que saborea cada una de las palabras que tarareo, el olfato al llegarme el olor de la arena mojada del reloj, que por segundos, decidió dar tregua… la vista, que se distrae en los detalles… en las caricias que no se ven… y el oído, que encuentra su mayor sentido al perderse entre las cuerdas de la guitarra, y la voz del soñador de escenarios…

Gracias, por un concierto cargado de primeras veces…gracias a los acompañantes y al artista... porque al final, todos formamos parte de algún modo de cada concierto...

4 comentarios:

Anónimo dijo...

No creo que sea posible describir mejor y de forma tan bonita el concierto del fin de semana...


Besos de tu prinpice...

CARMEN dijo...

Que la felicidad que sientes ahora, te dure muchos, muchos años.
Besos.

Rodolfo Serrano dijo...

Muy bonito. Me gusta leerte. Sigue así.

eva dijo...

a ti tb te gusta marwan por lo que veo me gusta tu blog te añadiré